We offer all the tools necessary for landing the full scope of business you really deserve.
Feel free to call us: +34 617 369 878

¡Atención, peligro! El esfuerzo de las familias para vivir de alquiler se dispara

Posted by: In: Inmobiliaria 05 Jul 2018 Comments: 0 Tags: , , , , , , ,
.

Ningún hogar debería destinar más del 30% de sus ingresos brutos disponibles a pagar la hipoteca o un alquiler. Es la línea roja que los expertos aconsejan no superar para no comprometer otros gastos familiares e incluso producir el impago de la cuota mensual de la hipoteca o la renta mensual de un alquiler.

De hecho, para llegar con holgura y sin apuros a fin de mes, lo prudente sería que dicho porcentaje se movieran entre el 20% y el 25%. Así, por ejemplo, para una familia cuyos ingresos fueran de 2.000 euros netos mensuales, ni la cuota de la hipoteca ni el alquiler deberían superar los 600 euros al mes para no comprometer sus finanzas.

Y, sin embargo, tras el boom de los alquileres en buena parte de España y la falta de ahorros para poder acceder a una vivienda en propiedad, en muchas ciudades españoles se han sobrepasado dichas líneas rojas. En algunos casos, con mucha holgura. Así, por ejemplo, a nivel nacional, los españoles ya destinan un tercio de su salario mensual bruto al pago del alquiler. Y subiendo, puesto que en un año se ha producido un incremento del 8%.

Son datos de Fotocasa e InfoJobs, que reflejan cómo en diciembre de 2017, el precio medio de alquiler en España se situaba en 8,15 euros por metro cuadrado. Esto supone que, teniendo en cuenta el salario bruto promedio en 2017 (1.944,3 euros mensuales), los españoles tienen que destinar el 33,5% de su nómina mensual al arrendamiento de su vivienda. Este porcentaje es superior a 2016, cuando los españoles destinaban, de media, el 31% de su salario al pago del alquiler. En ambos casos, por encima del 30% que fijan como máximo los expertos.

La situación en especialmente preocupante en Cataluña, la comunidad con el precio de alquiler más alto: 12,39 euros el metro cuadrado. En concreto, y de acuerdo con el estudio de ambos portales, los catalanes tienen que invertir, de media, la mitad de su sueldo mensual bruto para pagar un piso de alquiler de 80 metros cuadrados. Los precios se disparan en Barcelona capital, donde el alquiler del metro cuadrado alcanzaba, en diciembre de 2017, los 13,70 euros. En el lado opuesto, la provincia de Lérida, en la que el precio de alquiler se reduce hasta los 5,60 euros metros cuadrados.

A Cataluña le siguen la Comunidad de Madrid (11,45 euros el metro cuadrados al mes), País Vasco (10,70 euros) y las Islas Baleares (9,71 euros). Los datos del estudio revelan que, tanto madrileños, como vascos y baleares tienen que invertir más del 40% de su salario mensual bruto al pago del alquiler de su vivienda.

Por su parte, Extremadura repite, un año más, como la Comunidad Autónoma donde resulta más rentable residir. Con un precio medio de alquiler de 373,5 euros para un piso de 80 metros cuadrados (4,67 euros el metro cuadrado) y un salario bruto promedio de 1.806,33 euros brutos mensuales en 2017, los extremeños tienen que destinar, únicamente, el 21% de su sueldo al pago del alquiler.

“El precio de la vivienda, tanto en compra como en alquiler, está creciendo a un ritmo muy superior al que lo están haciendo los salarios, y no hay que olvidar que los españoles hemos sufrido una importante pérdida de poder adquisitivo durante la crisis. El estudio que hemos elaborado juntamente con InfoJobs muestra el porcentaje de sus ingresos brutos anuales que tienen que destinar los españoles al pago de su alquiler y cómo éste ha crecido en la mayoría de comunidades autónomas. Un total de siete comunidades superan el porcentaje del 30%, el límite de esfuerzo económico que se recomienda no superar a la hora de comprar o alquilar una vivienda”, apunta explica Beatriz Toribio, directora de estudios de Fotocasa.

Casi seis años de salario para comprar casa

Los datos tampoco invitan al optimismo en el caso de la compraventa de viviendas. Ya en su último informe inmobiliario, hace casi un año, Bankinter ya mostraba su preocupación ante el aumento del esfuerzo financiero de las familias para acceder a una vivienda en propiedad.

“La combinación de unos mayores precios inmobiliarios con un incremento muy leve de los salarios ha provocado que el porcentaje de renta bruta por hogar destinado al pago de la vivienda no haya bajado del 33% y el número de años de renta familiar destinados al pago de la vivienda haya aumentado desde 6,3 a principios de 2014 hasta 6,9 en el primer trimestre de 2017″.

En definitiva, los ratios de esfuerzo financiero para la compra vuelven a ser exigentes -aún no estamos en los niveles del boom-, se alejan de las cifras que los expertos califican de ‘prudentes’ y no parece que se vaya a producir un cambio de tendencia a corto plazo con unos alquileres que siguen disparados en buena parte de España y con unos precios de la vivienda que también han pisado el acelerador en muchos mercados.

Pero veamos los datos. El precio medio de venta en España se situaba, en diciembre de 2017, en 1.733 euros el metro cuadrado, con un incremento interanual del 5,1% respecto a diciembre de 2016, cuando el precio medio del metro cuadrado se situaba en 1.649 euros. Eso significa que, teniendo en cuenta el salario bruto promedio anual en España en 2017 (23.331 euros) y un piso de 80 metros cuadrados -cuyo precio medio es de 138.668 euros-, los españoles tardarían un total de 5,9 años en pagar su vivienda, siempre y cuando se dedicara a ello el salario bruto anual íntegro.

País Vasco en primer lugar (2.747 euros el metro cuadrado), seguido de la Comunidad de Madrid (2.412 euros), Cataluña (2.310 euros) e Islas Baleares (2.296 euros) son las comunidades con un precio de venta más alto. A nivel provincial, Guipúzcoa es la provincia más cara y la única que supera el precio de 3.000 euros por metro cuadrado. Bizkaia (2.738 euros) y Barcelona (2.711 euros) ocupan la segunda y tercera posición. En este contexto, los vascos son los que más tiempo tardarían en pagar un piso.

Con un precio medio de la vivienda de 219.776 euros en el País Vasco y un salario promedio de 23.405 euros brutos al año, éstos tardarían un total de 9,4 años en pagar su piso. En el lado opuesto, Castilla-La Mancha (1.087 euros por metro cuadrado), Extremadura (1.099 euros) y la Región de Murcia (1.175 euros) son las comunidades con el precio de venta más bajo de España. En concreto, los manchegos tardarían únicamente 4 años en pagar un piso de 80 metros cuadrados -destinando la totalidad de su salario anual bruto: 21.714 euros-, mientras que extremeños y murcianos tardarían 4,1 y 4,3 años respectivamente.

Source:: El Confidencial Vivienda

LinkedInFacebookTwitterGoogle+PinterestShare

Sorry, the comment form is closed at this time.